El Convair Coronado EC-BZO abandonado en Palma desde hace casi 30 años y la mayor parte de ese tiempo a la intemperie.

El presidente del Consell de Baleares se ha reunido con diversas organizaciones aeronáuticas de Baleares para tratar de salvar uno de los cuatro únicos Convair CV-990 que restan en el mundo, avión que fue decisivo para colocar a Palma como destino turístico por excelencia.

El presidente del Consell de Baleares se ha reunido con diversas organizaciones aeronáuticas de Baleares para tratar de salvar uno de los cuatro únicos Convair CV-990 que restan en el mundo, avión que fue decisivo para colocar a Palma como destino turístico por excelencia.


El Convair Coronado EC-BZO abandonado en Palma desde hace casi 30 años y la mayor parte de ese tiempo a la intemperie.

Cuando en 1988 cerró Spantax 11 de sus aviones quedaron abandonados en el aeropuerto de Son San Joan de Palma de Mallorca. Eran los Convair CV-990A Coronado con los que Spantax creció y colocó a Baleares y Canarias, y especialmente a Palma de Mallorca como destino turístico por excelencia para los europeos. Ninguna otra aerolínea llegó a tener la cuota de mercado que tuvo Spantax en el mercado vacacional hacia España. Pero con estos mismos Coronado fue con los que Spantax  también murió por su consumo de combustible.

Читайте также:  IAG se sale en noviembre


Desde hace años hay una campaña en marcha para tratar de salvar este Coronado, último protagonista de una época gloriosa de la aviación comercial española.

Tres años después, en 1991, 9 de ellos víctimas del abandono y fueron destruidos para hacer sitio para la nueva terminal. Uno de ellos, el EC-BZO, luciendo los últimos colores de Spantax se salvó de convertirse en latas de refresco, tubos de pasta de dientes o cualquier otra cosa de aluminio (aunque esto en realidad no es del todo cierto). Otro, el EC-BZP, era también desguazado pero su sección frontal fue conservada intacta y trasladada al aeropuerto de Sabadell para servir de entrenador en una escuela de TCP.

Читайте также:  El primer A330-800 entra en la cadena final de montaje

El motivo de que el EC-BZO se salvase fue que se encontraba, a diferencia de los demás en la zona de la base aérea en lugar de en terrenos de Aena. Pero esto también ha sido su casi condena.

Pese a los esfuerzos de diversas asociaciones mallorquinas, como Amigos de Son San Juan y la Fundación Aeronáutica Mallorquina por restaurar y exponer este histórico avión, y haber sido declarado  en diciembre de 2010 Bien Catalogado, al estar en terrenos militares, el acceso al mismo para cualquier trabajo era imposible, y como tal bien, tampoco podía moverse de su ubicación.

Este año el Ejército del Aire se incoó un expediente para descatalogarlo, y que asó se pudiese retirar de sus instalaciones. El destino de este avión parecía el mismo de sus “hermanos”.

Читайте также:  Llega a Toulouse el primer Airbus A380 para ANA


Restos de uno de los Coronado de Spantax durante el desguace de la flota en 1991.

Sin embargo, ahora el Ejército del Aire y el gobierno balear han acordado que el avión pueda ser trasladado a otra zona del aeropuerto para su restauración. Aena está dispuesta a ceder ese espacio, y algunas empresas ya se han mostrado dispuestas a colaborar económicamente o con trabajos en dicha restauración.

Por ejemplo, este mismo mes de noviembre la empresa española SEM, que se ha hecho cargo del hangar que usaron Spanair y Selima en el aeropuerto, y especializada en galvanizados, imprimaciones, pinturas y otros tratamientos superficiales, se ha ofrecido para decapar, imprimar y pintar el Coronado.

Vuelo Madrid — Barcelona